martes, 15 de noviembre de 2011

Ahorrando en el hobby

Al afrontar nuestra relación con el hobby muchos nos hemos enfrentado al problema de lo caro que resulta todo. En mi experiencia, el intentar ahorrar me ha llevado a una serie de desventuradas situaciones, en las que el ahorro no ha acabado siendo tal, y en la que las supuestas jugadas "inteligentes" para rascar unos euros han acabado en pequeños callejones sin salida.

Cronológicamente mi primer intento por ahorrar fueron las miniaturas clonadas. Nada más empezar con WFB, un conocido nos ofreció minis clonadas a buen precio. Pensando inocentemente que estas figuras tendrían la misma calidad que las originales, las compramos. Es cierto que una vez pintadas daban el pego, pero el paso de los años las fue tratando mal, la pintura se descascarillaba por su peso y maleabilidad del material. Hoy por hoy tengo la mayor parte de ellas metidas en una caja, olvidadas. Y es que a veces por no gastar...
forestales clon

Mi segundo intento por ahorrar vino del hecho que en casa contaba con una gama de aceites de Enamel, que en su momento usé para pintar maquetas. Por no meterme en la inversión que suponía hacerme con un juego de acrílicas, tiré con ellas durante cierto tiempo. El acabado y el agarre de estas pinturas no lo recuerdo del todo malo, pero las dificultades para mezclar los colores y los monumentales colocones de aguarras me hicieron pasarme a las acrílicas. Y la verdad es que no he vuelto la vista atrás.

Más desigual fue mi experiencia con las miniaturas de segunda mano, algunas compras me salieron bien, otras fueron trabajosas por las labores de "despintado". Tengo todavía en mente una miniatura imprimada con "tipex", la cual nunca fui capaz de recuperar del todo.

Otra pequeña aventura que emprendí fueron las imprimaciones. Por buscar productos más baratos busqué sprays alternativos en droguerías, tiendas de chinos, e incluso no hace demasiado compré uno en una tienda de grafiteros. Los resultados no fueron muy allá: imprimaciones brillantes que no cubrían de forma satisfactoria la miniatura, malos acabados... y quizá mi peor momento como ahorrador en el hobby: Un spray que compre tenía defectuoso el dispensador, por lo que intente manipularlo para cambiarlo por otro que sí funcionaba. La pintura negra acabó saliendo disparada en todas las direcciones imaginables. Por suerte estaba en el garaje, y mi ropa no quedó muy afectada. A partir de entonces solo he comprado sprays de marcas conocidas y especializadas.
Por último, mi faceta de ahorrador se centró en la creación de escenografía a partir de materiales reciclados: plástico expandido, cartón... Aquí los resultados fueron desiguales, pero quedó claro que tenía que trabajar más mi faceta de modelista para conseguir mejores resultados.

Con esto no quiero desanimar a nadie a la hora de intentar ahorrar cuando haga sus compras del hobby. Al contrario, me parece que estamos en una buena época que he conocido para intentar hacer ahorros, gracias a nuestra amiga la red.

Y es que a día de hoy internet nos proporciona zonas de intercambio de piezas y un amplio mercado de proveedores de figuras de primera y segunda mano, con una variedad de marcas que antes no existían o no conocíamos.

Por otro lado internet nos aporta montones de tutoriales, que van desde la instalación de imanes para intercambiar armas, hasta la creación de titanes mediante plasticard. Y por supuesto, tenemos a nuestro alcance las opiniones de montones de usuarios acerca de la calidad de los materiales, y que herramientas recomiendan utilizar para cada caso. Aunque es cierto que algunas de estas opiniones pueden tener propósitos comerciales, en general hay muchos sitios serios en los que se expresan opiniones objetivas.

Por ello, creo que leyendo un poco, programando un poco tus compras y comprando solo lo que necesitas, se pueden lograr algunos ahorros en nuestro pasatiempo preferido. Y vistos los precios que alcanzan últimamente algunos productos, esto es algo a tener en cuenta.

9 comentarios:

  1. Que buen articulo!
    Pues eso, yo cuando era pequeño, tmb conocia Warhammer, pero por tema de 'dinero' lo tuvimos que dejar, eramos muy chiquitines y no manejabamos mucha pasta.

    Ahora, la verdad es que no suelo tener problema... compro las cosas muy de poco a poco, es cierto que ahorro, pero me controlo un monton a la hora de comprar cosas. De lo único que puedo arrepentirme es de comprar un bote de imprimacion negra, pero es que poco a poco me va a ser util, osea que es una inversión.

    Temas de escenografía y demás se hacen solos o eso me parece, voy guardando materiales al más puro estilo 'recoge basura' jajaja.

    Creo que lo más importante en este tipo de cosas (y como en casi todas) es fijarse un objetivo, y después de conseguirlo, ir a por otro. Mucha peña habla de 'me gaste un pastonazo en GW, qué mierda' pèro lo cierto es que tienen 100000 miniaturas sin pintar, porque ven cualquier cosa y se les antoja. Yo si tuviese pasta me compraba todo lo nuevo de necrones, pero no es así y encima no creo que lo 'disfrutara' demasiado, mayormente porque ahora me quiero centrar en Infinity... y me quitaría mucho tiempo.

    En fin como todo! Paciencia y responsabilidad jajaja.
    Saludos!!

    ResponderEliminar
  2. Lo de las pinturas Humbrol y lo de hallar miniaturas imprimadas en Tipex me ha pasado xDD

    ResponderEliminar
  3. Me recuerda a mis inicios jajajaja, creo que nos pasa a muchos, al principio empleé un spray de imprimación marca chino, color verde HIPERdeslizante, o almenos la pintura se deslizaba de lo lindo.

    Después probé con pinturas acrilicas que vendian en una tienda de bellas artes, en si no estaban mal, pero eran demasiadas limitadas en color y encima pese a diluir las pinturas quedaban grumosonas.

    Lo del clonado lo probé, y la verdad esque descubrí la gran verdad, que solo valia la pena para minis metalicas, y encima tiré a lo barato empleando plomo requetebaratucho y silicona selladora de esta que venden en la ferreteria. No pasó nada pero la mini quedó peor que mal. Después descubrí la resina pero no me pareció que valiese la pena en tinglado y la inversión por lo que deseaba sacar.

    Lo de la escenografia si he tenido mas suerte, pero creo que es porque posiblemente porque la escenografia sencillota es facil y baratucha.

    Pero vamos que a mi y a mas de un amigo nos ha pasado, y conozco el contrario, el que se habia casado con GW y no queria saber nada de Vallejo, Americana, Tamiya o marcas alternativas y no le pasarón estas cosas jajajaja. Que buenos recuerdos xD.

    ResponderEliminar
  4. Me alegra ver que no he sido yo el único con este tipo de experiencias de "por no gastar..." La verdad es que te ayudan a apreciar los buenos materiales.

    @tziliar: La verdad es que el clonado haciéndolo tu mismo es complicado. Yo asistí a los intentos de un chico por llevarlo a cabo, y la verdad es que los resultados bastante pobres.

    ResponderEliminar
  5. Bairrin... parece que has relatado las desventuras del sheriff Lobo. Jejejeje.
    En el hobby como en muchas cosas de la vida no hay que mirar solo por el dinero, el ahora está también en el esfuerzo y en el tiempo, la combinación de estos tres factores son determinantes para cualquier medida que debamos tomar.
    Por ejemplo, clonar minis para uso propio, conlleva un gasto monetario, una cantidad de esfuerzo y por supuesto tiempo, bastante tiempo. Si sopesas estos tres factores, es muy posible que no salga rentable, pero claro todo depende de para qué.
    Lo mismo ocurre con la creación de escenografía, muchas cosas las puedes comprar hechas, incluso pintadas y te ahorra esfuerzo y tiempo, aunque no dinero. ¿Compensa? Posiblemente si, aunque para muchos de nosotros no, porque buscamos algo más que una simple casa para el tablero, buscamos esa parte de satisfacción personal que con el ejército no consigues, y es hacer una cosa de cero con tus manos.

    Y ahora la bronca... clonaciones con silicona de sellar... mekagoentodolokesemenea... inconsciente :-P

    ResponderEliminar
  6. @Hofferber: Pues tienes toda la razón, una miniatura es dinero tiempo y esfuerzo, y a medida que te haces mayor puedes dedicar más de lo primero, y menos de lo segundo y lo tercero. Eso también hay que valorarlo. Y sobre todo quedarte satisfecho con lo que has creado.

    ResponderEliminar
  7. Muy buena entrada,caballero!
    PD:a ver si te veo estas navidades y quedamos para tomar algo

    ResponderEliminar
  8. Gracias Agramar, y ya sabes, siempre estoy dispuesto a tomar algo por el pueblo.

    ResponderEliminar
  9. La miniatura con tippex ... es Brutal jajaj

    ResponderEliminar